Tecnología y psicología para mejorar el futuro de las pensiones

Tecnología y psicología para mejorar el futuro de las pensiones

Por: MARÍA TERESA SILVA-PORTO

¿Puede un mensaje de texto o anuncio en una red social animarte a ahorrar para tu jubilación? ¿Y si cada vez que fueras de compras ahorraras automáticamente? ¿Ahorrarías para tu retiro si tuvieras esa opción a golpe de clic o siguiendo unos pasos muy sencillos a través de una aplicación del celular? Las nuevas tecnologías y las averiguaciones de la economía del comportamiento (la disciplina que estudia los factores psicológicos que inciden en que las personas no siempre tomemos las mejores decisiones económicas para nosotros mismos) abren un horizonte desconocido a la hora de enfrentar uno de los desafíos de la región en materia de pensiones: el escaso ahorro previsional.

Las nuevas tecnologías y las averiguaciones de la economía del comportamiento abren un horizonte desconocido a la hora de enfrentar uno de los desafíos de la región en materia de pensiones: el escaso ahorro previsional.

Estudiar qué funciona (y qué no) para promover un mayor ahorro para la vejez en América Latina y el Caribe es el principal objetivo del Laboratorio de Ahorro para el Retiro, un nuevo proyecto con el que desde el BID queremos impulsar un asunto clave en el contexto presente y futuro de las pensiones en la región. La radiografía actual es inquietante: pocas personas cuentan con una pensión en la vejez y, además, los pocos afortunados que pueden llamarse a sí mismos pensionistas reciben habitualmente montos insuficientes para llevar una vida digna. Mirando hacia adelante, el panorama es todavía más preocupante: en ausencia de reformas, el rápido envejecimiento de la población agravará esta situación en las décadas venideras.

Aunque quieren ahorrar, pocos lo hacen

Millones de trabajadores en la región no ahorran para su retiro. A esta realidad contribuyen el mal funcionamiento del mercado de trabajoel diseño de los sistemas de pensiones y también las barreras psicológicas propias de la naturaleza humana. Esta es la razón que explica que, aunque las encuestas de opinión demuestran que los trabajadores de la región quieren ahorrar, pocos logran hacerlo.

El escaso ahorro previsional y la situación general de los sistemas de pensiones de la región, que también se ven amenazados por el futuro del mercado laboral, obliga hoy más que nunca a la búsqueda de soluciones imaginativas. Por esta razón, el Laboratorio de Ahorro para el Retiro nace como un espacio de ensayo para saber de qué forma se puede aprovechar la tecnología y la psicología para generar un mayor ahorro previsional en América Latina y el Caribe. Con más de 15 intervenciones previstas (algunas de ellas ya en marcha), el proyecto buscará  incrementar el ahorro para el retiro de los trabajadores de la región y generar evidencia rigurosa que ayude en el futuro a mejorar los sistemas de pensiones.

El escaso ahorro previsional y la situación general de los sistemas de pensiones de la región, que también se ven amenazados por el futuro del mercado laboral, obliga hoy más que nunca a la búsqueda de soluciones imaginativas.

No parece posible pasar del modelo tradicional del Estado del Bienestar a uno adaptado al siglo XXI sin apropiarse y aprovechar al máximo las oportunidades que nos brinda la tecnología y la economía del comportamiento. Con el Laboratorio de Ahorro para el Retiro buscamos iluminar el camino.

Fuente:https://blogs.iadb.org/trabajo/2018/04/19/tecnologia-y-psicologia-para-mejorar-el-futuro-de-las-pensiones/?utm_source=newsletter&utm_medium=rssfeed&utm_content=title&utm_source=Factor+Trabajo%3A+Bolet%C3%ADn+de+Mercados+Laborales+y+Seguridad+Social+del+BID&utm_campaign=1714f578ec-Mailchimp+RSS&utm_medium=email&utm_term=0_c30748bc43-1714f578ec-189478437

Advertisements

Un nuevo estudio dice que el 30% de todos los trabajos serán suprimidos en 2030 por la IA

Image: REUTERS

Por:Sergio Parra

Debido a los avances en robótica, inteligencia artificial y aprendizaje automático, hasta un tercio de todos los puestos de trabajo de Estados Unidos van a ser erradicados antes del año 2030, tal y como predice un nuevo estudio realizado por McKinsey Global Institute.

Eso significa, de producirse tal y como sugieren, que 70 millones de trabajadores estadounidenses tendrían que encontrar nuevas ocupaciones para antes de esa fecha.

El fin del trabajo

Las máquinas serán mejores que los humanos en una variedad de habilidades, incluidas algunas que requieren habilidades cognitivas. Las tecnologías automáticas también producirán muchos menos errores, lo que permitirá a las empresas mejorar la productividad, la calidad y la velocidad. Emplear humanos se convertirá en una opción ilógica en algunas profesiones.

Ciertos sectores se verán más afectados que otros. Para el año 2030, la demanda de trabajadores de oficina, incluyendo a cualquier persona involucrada en tareas administrativas, debería caer en un 20%, predicen los investigadores. Hasta el 30% de las personas en trabajos que requieren “trabajo físico predecible”, como en la construcción o en la industria alimentaria, por ejemplo.

Por consiguiente, las personas necesitán volver a capacitarse o ingresar a campos completamente nuevos, como concluye el coautor del informe, Michael Chui, socio del McKinsey Global Institute.

Estos son los tipos de actividades inherentes a algunos trabajos que son más susceptibles de ser reemplazados por la automatización:

Los trabajos que requieren creatividad o más interacción humana, como abogado, gerente, médico o profesor, estarían menos sujetos a la automatización.

Naturalmente, nacerán nuevos trabajos que apoyen a estas nuevas tecnologías. Y también, en todo el mundo, podrían crearse hasta 280 millones de nuevos empleos a partir de un mayor gasto en bienes de consumo y otros 85 millones de empleos debido al gasto en salud y educación.

Los autores observan que la inminente transformación será similar a lo que sucedió en los Estados Unidos y Europa a principios de 1900, cuando la industria mundial pasó del ámbito de la agricultura al ámbito de trabajo de fábrica.

Fuente:https://www.weforum.org/es/agenda/2018/04/un-nuevo-estudio-dice-que-el-30-de-todos-los-trabajos-seran-suprimidos-en-2030-por-la-ia

Bilbao Berrikuntza Faktoria: un ecosistema de aprendizaje, innovación y emprendimiento

Por:

 Foto:  Grupo Init

Foto: Grupo Init

¿Qué pasa cuando reúnes en un mismo espacio a universitarios e iniciativas empresariales?

Hace unos días tuve la oportunidad de conocer un lugar donde de manera integral, esta interacción se lleva a cabo diariamente. No era un bootcamp, congreso, fórum, feria universitaria o de empleo. Ni siquiera una escuela (en el sentido tradicional). Se trataba de una fábrica donde conviven diariamente la formación universitaria y la comunidad emprendedora en un espacio transversal e interconectadosin aulas ni oficinassin profesores ni alumnos.

Este espacio lleva el nombre de Bilbao Berrikuntza Faktoria (BBF) y existe físicamente en Bilbao, España, aunque la iniciativa es una red de emprendedores en equipo que se extiende a nivel mundial. Esta red es la Mondragón Team Academy, una comunidad internacional de teampreneurs y la unidad de emprendimiento de la Mondragon Unibertsitatea (Universidad de Mondragón).

Pero, ¿cómo funciona una escuela sin profesores ni alumnos? La BBF es un ecosistema de aprendizaje, innovación y emprendimiento donde los profesores se convierten en mentores y los alumnos en emprendedores. Las “aulas” son más bien entornos laborales con grandes mesas de trabajo donde los alumnos llevan a cabo sus empresas y proyectos en colaboración con empresas y start-ups que están en el mismo edificio.

Entrar a esta fábrica de innovación fue para mí una experiencia distinta a lo que esperaba. Desde la llegada. El edificio que alberga la BBF, ubicado en pleno centro urbano de Bilbao, pasa casi desapercibido entre el resto de los edificios pues no parece para nada un campus universitario. La estética industrial del inmueble hace honor a su nombre y en el interior se pueden encontrar grandes espacios abiertos donde emprendedores, mentores y empresarios trabajan en colaboración.

Bilbao Berrikuntza Faktoria

Dentro del edificio se pueden ver bicicletas, patinetas, prototipos, maquetas, carteles, post-its, banderas, plantas y sillones. Pero lo que más me sorprendió del espacio, que más que una universidad se asemeja más bien a una start-up, fue que lejos de centrarse en mobiliario moderno y novedoso, el espacio está centrado en las personas. Entrar a la BBF es ver grupos de personas concentrados, discutiendo, planeando y trabajando en equipo; alguno que otro alumno en su laptop y otros en videoconferencia con alguna compañera en otra parte del mundo.

La distinción entre alumnos, profesores y empresarios es casi imperceptible. Y es que en este lugar no se ven docentes escribiendo en una pizarra o mostrando slides de PowerPoint, ni alumnas sentadas pasivamente escuchando la clase. Aquí el trabajo colaborativo e interdisciplinario es la norma. Si bien este ecosistema se asemeja más a una incubadora, la BBF ofrece programas universitarios y de posgrado oficiales pero distintos a la oferta académica promedio.

“En la actualidad, los centros educativos y empresariales nos privan de la posibilidad de entender que pasión y educación o pasión y trabajo pueden ir de la mano”

— José María Luzárraga, Cofundador de Mondragón Team Academy.

https://www.youtube.com/watch?v=r4yPuZcgjZs

¿Cómo funciona Bilbao Berrikuntza Faktoria?

El modelo de BBF integra tres capas diferenciadas e interconectadas entre sí: Aprendizaje, Emprendimiento e Innovación.

 Mlodelo BBF

  1. Aprendizaje. A través de la oferta académica disruptiva que ofrece la Mondragon Unibertsitatea: El grado universitario LEINN (Grado en Liderazgo Emprendedor e Innovación – LEINN) y los programas de posgrado, Máster internacional en Intrapreneurship e Innovación Abierta (MINN) y el Máster Profesional en Coaching de Personas y Equipos (TMINN).
  2. Emprendimiento. A través de la incubación, consultoría y desarrollo de proyectos en el ámbito de la innovación, el intraemprendimiento y la creatividad.
  3. Innovación. Una sede de empresas, con productos y servicios innovadores y un importante potencial de crecimiento.

Las claves del Grado LEINN

  • Es el único grado universitario oficial e internacional sobre emprendimiento que existe en España.
  • Está basado en el Modelo Educativo Finlandés el cual se basa en tres pilares básicos: aprender haciendo, emprender en equipo y viajes de aprendizaje internacionales.
  • Es una carrera universitaria 100% práctica y real donde desde el primer curso los estudiantes crean una empresa real, diseñan y desarrollan productos y servicios reales, trabajan con clientes, y deben facturar para superar el curso.
  • No hay profesores sino mentores y las aulas se sustituyen por entornos laborales actuales.
  • Es el único grado universitario con un 100% de empleabilidad en España.

Más de 1,000 jóvenes estudian LEINN en los laboratorios de la red internacional Mondragon Team Academy (MTA), con bases en Madrid, Barcelona, Bilbao, Irún, Oñati y Valencia (en España), México, Amsterdam, Shanghai (China) y Pune (India).

“El LEINN es un viaje de cuatro años que te pone en situaciones y te hace vivir experiencias que en una universidad convencional es imposible que vivieras”

— Ibai Martínez, egresado de LEINN

Fuente:https://observatorio.itesm.mx/edu-news/bilbao-berrikuntza-faktoria-ecosistema-de-aprendizaje-innovacion-y-emprendimiento?utm_source=Newsletter+del+Observatorio&utm_campaign=20d39ccd0b-EMAIL_CAMPAIGN_2017_02_24&utm_medium=email&utm_term=0_6e1a145e3e-20d39ccd0b-235969733

La recolución digital: el potencial de estar en las nubes

POR GONZALO RIVAS

Computación en la nube, cadena de bloques, inteligencia de datos o inteligencia artificial son términos que se han introducido en nuestro vocabulario en los últimos años. Vienen de la mano de la revolución digital, que está emergiendo con fuerza en América Latina y el Caribe y que permite un desarrollo sin precedentes de industrias críticas como las finanzas, la energía, el transporte, la educación, la salud y el comercio.

El crecimiento exponencial de estas tecnologías disruptivas y su impacto en las economías latinoamericanas es uno de los temas centrales de la III Cumbre Empresarial de las Américas, que se celebrará los próximos 12 y 13 de abril en Lima, Perú, con la presencia de los principales dirigentes políticos y empresariales de esta región. Esta es una iniciativa del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que busca promover el crecimiento económico, las inversiones público-privadas y la facilitación del comercio con el fin de impulsar el desarrollo sostenible, transparente e inclusivo de América Latina y el Caribe.

la revolución digital datos1

La revolución digital, también llamada cuarta revolución industrial, excede todas las transformaciones económicas previas en escala, en alcance y en complejidad. Su impacto en la economía mundial alcanza los 11,5 trillones de dólares, el equivalente al 15,5% del Producto Interior Bruto (PIB) mundial. Se calcula que para el año 2025 llegará a los 23 trillones de dólares, casi el 25% del PIB mundial. Una inversión que multiplica sus beneficios. Según estudios recientes, cada dólar invertido en tecnología digital durante los últimos 30 años agregó 20 dólares al PIB, casi siete veces más que las inversiones no digitales.

La revolución digital en América Latina y el Caribe

Los países de América Latina y el Caribe están haciendo esfuerzos para subirse al carro de la revolución digital. De acuerdo con los últimos datos disponibles de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), en 2012 el 46% de los presupuestos de esta región para tecnologías de la información se asignó a computación en la nube, muy por encima del entonces promedio mundial del 34%. A pesar de ello, únicamente México, Argentina y Brasil han conseguido situarse entre los 24 países más preparados para la adopción y el crecimiento de esta tecnología.

La cadena de bloques o blockchain es una tecnología emergente que está transformando la manera de hacer contratos en un mundo cada vez más digital e interconectado. La inmutabilidad y la transparencia son las bases de esta herramienta que, al validar datos automáticamente y en tiempo real, permite hacer negocios sin necesidad de intermediarios como abogados o brokers, que eran los que tradicionalmente garantizaban la confianza en las relaciones económicas. Además, reduce los riesgos de corrupción al facilitar la verificación y auditoría de las transacciones comerciales. El impacto de esta herramienta a escala gubernamental y empresarial se prevé enorme y su ritmo de crecimiento lleva camino de multiplicarse por diez en cinco años.

La cantidad de datos que se genera en el mundo se ha convertido en uno de los pilares de la transformación digital. Ya sea a través de los sistemas de salud, del pago de impuestos o de las redes de transporte, los gobiernos crean y almacenan a diario enormes cantidades de datos que pueden ser una valiosa fuente de información para mejorar los servicios a los ciudadanos o favorecer la equidad de las políticas públicas. Para el sector privado, los big data y las técnicas analíticas suponen aumentos en productividad y ventas e, incluso, la aparición de modelos de negocio innovadores.

la revolución digital datos 2

La disponibilidad de big data, unida a ordenadores cada vez más avanzados y al desarrollo de algoritmos más precisos, ha favorecido la aplicación de la inteligencia artificial a nuestra vida cotidiana. Una de las grandes preocupaciones que suscita esta tecnología está relacionada con los ajustes en el mercado de trabajo. En América Latina y el Caribe, según un estudio publicado por el BID, el 50% de los trabajos son susceptibles de ser automatizados al estar su economía concentrada en un uso intensivo de la mano de obra, en la extracción de recursos naturales y en servicios administrativos con un grado intermedio de habilidades. Por ello es imperativo que tanto el sector público como el privado trabajen conjuntamente para promover la expansión de la economía digital de una manera inclusiva para estos sectores vulnerables.

Para maximizar los beneficios de las tecnologías digitales y poder hacer uso de todo el potencial que arrastran, los gobiernos y las empresas de América Latina y el Caribe necesitan unir fuerzas. Expandir la inversión privada, especialmente en conectividad, para permitir que Internet sea usado por todo el mundo; diseñar marcos regulatorios y estrategias que favorezcan la innovación; invertir en capital humano para que los trabajadores adquieran las habilidades digitales y tengan una mejor transición de los trabajos tradicionales a los automatizados; ajustar los sistemas y procesos de compras o favorecer oportunidades igualitarias para las empresas emergentes son algunas de las áreas principales de acción. Los beneficios de extender las herramientas digitales son inmensos y a las empresas y gobiernos latinoamericanos no les conviene quedarse (solo) en las nubes.

Fuente:https://blogs.iadb.org/puntossobrelai/2018/04/10/la-revolucion-digital-cumbre-de-las-americas/

Políticas de innovación abierta para mejorar los trabajos: la visión de Aneesh Chopra

Políticas de innovación abierta para mejorar los trabajos, la visión de Aneesh Chopra

Por:GABRIELA AGUERREVERE

¿Cómo se pueden aprovechar las políticas de innovación abierta para mejorar vidas? ¿Cómo pueden los datos abiertos mejorar los trabajos en América Latina y el Caribe? ¿Cuál es el papel de los gobiernos? ¿Y los desafíos? En opinión de Aneesh Chopra, un experto de relevancia mundial en estos temas (fue el primer jefe de Tecnología de Estados Unidos), el reto no consiste necesariamente en modernizar los gobiernos, sino en poner la información que ya existe a disposición de los emprendedores para, así, poder impactar positivamente en la vida de las personas.

Según Chopra, estamos entrando en una nueva etapa en donde “internet está propiciando el crecimiento económico”. Esto es posible gracias a las empresas que crearon la infraestructura necesaria para incrementar la penetración de internet, generando millones de empleos en todo el mundo. Después llegaron las grandes empresas nacidas en la era digital, que ya no están asociadas a nuestro entorno físico, como Facebook o Google. Y, finalmente, nos encontramos en la era de las aplicaciones, en donde internet se está adentrando en cada rincón del mundo y en todos los sectores de la economía. Así, “se crearán nuevas oportunidades laborales para aquellos que sepan incorporar las ventajas de la tecnología en áreas tradicionales como construcción, agricultura o manufactura”.

Se crearán nuevas oportunidades laborales para aquellos que sepan incorporar las ventajas de la tecnología en áreas tradicionales

La innovación abierta funciona

¿Sabes de dónde vienen los datos que utilizan los canales de televisión o las aplicaciones que informan sobre el pronóstico meteorológico? Este es uno de los casos más conocidos de políticas de innovación abierta que han resultado exitosas, puesto que estas plataformas se alimentan de la información meteorológica que los gobiernos recolectan continuamente. Otro ejemplo inspirador que menciona Chopra es la alianza que creó el gobierno del presidente Obama con la India para construir el sitio web data.gov, que está hecho para servir como modelo a cualquier país que desee construir un portal de datos abiertos.

Como recomendación para incentivar las alianzas público-privadas en este ámbito, Chopra destaca el valor de las interfaces de programación de aplicaciones (API, por sus siglas en inglés). Las API son contratos entre aplicaciones que permiten controlar el acceso a la información de una manera más consciente. De esta forma, las personas que trabajan en el gobierno pueden saber a dónde está yendo la información y para qué están siendo utilizadas sus bases de datos, reduciendo problemas de ciberseguridad y derechos de propiedad.

Datos abiertos para mejorar los trabajos

¿Qué impacto tiene la evolución tecnológica en los mercados laborales? Chopra, autor del reporte Modernizing America’s Workforce Data Architecture (Modernizando la arquitectura de datos de la fuerza laboral de Estados Unidos), resalta el rol del sector público en la compilación y difusión de anuncios de empleo. Por ejemplo, en el Estado de Virginia, el experto ayudó a desarrollar la iniciativa Open Data, Open Jobs (Datos Abiertos, Trabajos Abiertos), cuyo objetivo es consolidar todas las fuentes de anuncios de empleo en un solo lugar para que los desarrolladores de aplicaciones puedan crear productos y servicios que ayuden a las personas a encontrar empleo. Al mismo tiempo, estas aplicaciones pueden hacer que los programas de capacitación estén más alineados con lo que buscan las empresas.

¿Cómo cambiarán nuestros trabajos?

Chopra también destaca las innovaciones que presenta la economía gig. Por un lado, en vista de que cada vez es más común tener varios empleadores a lo largo de la vida laboral, es necesario crear “programas de beneficios del siglo XXI” en los que el seguro médico y otros beneficios no estén vinculados a un empleo. Por otro lado, la economía gig genera oportunidades para personas que por diversos motivos no califican para un empleo tradicional, incrementando así la tasa de participación en el mercado laboral. Esta tendencia permite a las personas adquirir nuevas habilidades con el potencial de acelerar su desarrollo profesional en sectores más especializados.

En vista de que cada vez es más común tener varios empleadores a lo largo de la vida laboral, es necesario crear “programas de beneficios del siglo XXI” en los que el seguro médico y otros beneficios no estén vinculados a un empleo.

Con respecto a la controversia que genera la creciente automatización del mercado de trabajo, Chopra muestra una visión optimista. De acuerdo con el experto, no podemos negar que “algunos empleos desaparecerán”. Sin embargo, la puesta en práctica de soluciones tecnológicas también permitirá ofrecer asesoría digital para que aquellos que buscan empleo sepan qué trabajos tienen más demanda en su ciudad, cuáles son las habilidades más buscadas y en qué programas de entrenamiento se pueden inscribir para desarrollarlas, entre otras cosas. De esta forma, “las mismas tecnologías que tanto nos están preocupando podrán ayudarnos a conectar a cada vez más personas con el mercado laboral”.

Fuente:https://blogs.iadb.org/trabajo/2018/04/06/politicas-de-innovacion-abierta-para-mejorar-los-trabajos-la-vision-de-aneesh-chopra/?utm_source=newsletter&utm_medium=rssfeed&utm_content=title&utm_source=Factor+Trabajo%3A+Bolet%C3%ADn+de+Mercados+Laborales+y+Seguridad+Social+del+BID&utm_campaign=77b6f44e9a-Mailchimp+RSS&utm_medium=email&utm_term=0_c30748bc43-77b6f44e9a-189478437

BIM, las tres letras de la construcción inteligente

transformación digital en la construcción

 POR PAULINE HENRIQUEZ Y CLAUDIA SUAZNÁBAR

El sector de la construcción tiene un gran peso en la economía global y regional, pero su productividad es de las más bajas en comparación con otras industrias. Descubre BIM, las tres letras clave que están propiciando la transformación digital en la construcción y por qué debe interesar a América Latina y el Caribe.

El aeropuerto Willy Brandt de Berlín empezó a ser construido a principios del 2006. Frente a un flujo aéreo creciente y con tres aeropuertos envejecidos, se esperaba que el aeropuerto entrara en servicio en el 2012 y se convirtiera en el principal centro de tráfico aéreo de la ciudad. Tras doce años, con gastos acumulados estimados en 7 mil millones de dólares (cinco veces superiores al presupuesto inicial) y más de 60.000 errores de construcción registrados, la cinta roja aún no se ha cortado y las tijeras podrían quedarse en el cajón hasta el 2021.

El caso emblemático del aeropuerto de Berlín no es una excepción. A nivel global, se estima que los proyectos de construcción suelen extenderse un 20% más de lo programado y sobrepasan sus presupuestos iniciales en más de un 80%. En América Latina y el Caribe (ALC) son numerosos los proyectos de infraestructura (aeropuertos, hospitales, escuelas, autopistas, etc.) que suelen llegar a los titulares mediáticos más por sus atrasos y aumentos de presupuesto que por la ejemplaridad de su ejecución.

Baja productividad pegada al cemento

La falta de coordinación entre actores y entre las etapas de los proyectos, la baja adopción de tecnologías que agilicen el flujo de la información, la informalidad y baja capacitación de los empleados se encuentran entre los factores que hacen que la productividad del sector de la construcción haya sido la más baja de todas las industrias en las últimas décadas; solo creció 1% en los últimos 20 años. Además, existe una falta de comprensión acerca de la importancia de los costos de operación de una infraestructura al momento del diseño. Es decir, no se diseña tomando en cuenta el mantenimiento de la obra, cuando los costos de operación y mantenimiento representan un 80% de los costos totales de la vida útil de una infraestructura, y solo 20% corresponde a diseño y construcción.

La consultora McKinsey estima que el retraso en la productividad de la construcción le cuesta a la economía de ALC unos 50.000 millones de dólares al año. Este rezago no se puede ignorar dado el peso de esta industria en la economía de la región. En ALC está cerca de los 300.000 millones de dólares, aproximadamente un 6% del PIB, según datos de la Federación Interamericana de la Industria de la Construcción. Además, tiene un peso social importante, no sólo por el número de empleos que genera, sino también porque las viviendas suelen constituir una parte significativa del patrimonio de las personas en un contexto de envejecimiento de la población y bajas pensiones.

Si uno escarba un poco bajo el cemento, encontrará, sin gran sorpresa, que las inversiones en investigación y desarrollo (I+D) y los gastos en tecnologías de la información y la comunicación (TIC) del sector de la construcción son casi los más bajos en comparación con otros sectores y que la lenta adopción de tecnologías digitales lo vuelve a poner en la lista de los peores alumnos de la clase según el índice de digitalización de McKinsey.

BIM: transformación digital en la construcción

En esta perspectiva, la asociación de palabras “construcción y disrupción digital” suena más a un oxímoron o a uno de los próximos desafíos de Elon Musk que a una realidad cercana en la región. Sin embargo, la promesa de modernización y mejora de la productividad del sector de la construcción reside en tres letras: BIM. Ya es una realidad en países desarrollados como el Reino Unido, Francia y Estados Unidos, y está empezando a ganar tracción en Latinoamérica.

A grandes rasgos, el Modelado de Información para la Construcción o Building Information Modelling (BIM por sus siglas en inglés, apodado Building Intelligence Modelling por algunos expertos) es una metodología colaborativa de trabajo que centraliza toda la información relacionada a la construcción y gestión de la infraestructura. Es decir, donde antes la información de los proyectos llenaba bodegas y bodegas con planos 2D, folletos, informes y estaba repartida entre los distintos actores del proceso de construcción sin vinculación entre las etapas de diseño, construcción y operación, ahora está centralizada en una sola base de datos digital accesible a todos y actualizada en tiempo real.

¿Qué es el BIM?

El BIM no es una tecnología especifica sino un conjunto de metodologías, tecnologías y estándares que permiten diseñar, construir y operar una edificación o infraestructura de forma colaborativa en un espacio virtual. Por una parte, las tecnologías permiten generar y gestionar información mediante modelos tridimensionales en todo el ciclo de vida de un proyecto. Por otra, las metodologías, basadas en estándares, permiten compartir esta información de manera estructurada entre todos los actores involucrados (arquitectos, ingenieros, constructores y otros actores técnicos), fomentando el trabajo colaborativo e interdisciplinario, agregando así valor a los procesos de la industria. (Definición de Planbim Corfo – Chile, basada en la definición de Bilal Succar)

transformación digital en la construcción

En los últimos años, los gobiernos de Reino Unido, Hong Kong y Corea del Sur han apostado fuertemente a iniciativas de adopción de BIM con muy buenos resultados, al igual que países escandinavos como Noruega, Dinamarca y Finlandia, los cuales han estado trabajando con BIM durante más de una década. En 2011, el Reino Unido se puso la meta de reducir los costos de infraestructura  en el sector público en un 20% a través de un mandato que requiere el uso de BIM en todos los proyectos públicos. En el periodo 2011-2014 se estima que se logró una reducción de costos de entre 12 a 20%, generando ahorros de 2.300 millones de dólares , así como una disminución significativa de plazos. Lea más sobre la estrategia del Reino Unido en Construction 2025.

transformación digital en la construcción

Uso de BIM en la región

En América Latina y el Caribe (ALC), Chile ha sido unos de los pioneros en adoptar un Plan BIM, bajo el liderazgo de la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO), con el objetivo de incorporar como requisito obligatorio la metodología BIM en todas las licitaciones públicas de construcción para el 2020.

Con la excepción de Chile, y a pesar de un interés creciente en los países de la región, hasta la fecha el uso de BIM en ALC ha recaído principalmente en la iniciativa privada, típicamente ligada a proyectos de gran envergadura con grandes empresas de ingeniería, dejando de lado obras de menor calado como escuelas o viviendas, o a empresas constructoras de menor tamaño (pymes) que también pueden beneficiarse de la adopción de BIM.

La baja adopción de BIM en los países latinoamericanos se explica en gran parte por las limitaciones del capital humano calificado con conocimiento de la plataforma/metodología. Otros factores tales como el costo inicial de implementación vinculado a la inversión en software y hardware, así como por la falta de uso de la herramienta por todos los actores clave de la cadena de valor de la construcción limitan su adopción.

transformación digital en la construcción

Los ejemplos de Reino Unido y otros países exitosos en el desarrollo de una estrategia de fomento del BIM demuestran el rol crucial del Estado en impulsar su adopción a través de su poder de compra. Es decir, que el Estado introduce el uso de BIM como requerimiento técnico en las licitaciones de obras públicas para generar efectos de red en todos los actores de la construcción.

Pero el rol del Estado no termina ahí. Además, se necesita construir un ecosistema que facilite la colaboración entre los distintos actores públicos, privados y académicos, a través del desarrollo de estándares, la creación de un marco legal y regulatorio adecuado, la formación de capacidades en los sectores público y privado sobre la nueva metodología de trabajo BIM y el desarrollo de una oferta formativa en estos temas. El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) está impulsando una iniciativa que promueve el uso de BIM en la región de ALC tanto en operaciones de inversión en infraestructura que financia en los países, como a nivel de generación de políticas públicas para propiciar la transformación digital del sector de la construcción.

El caso del BIM es solo un ejemplo donde la incorporación de tecnologías digitales tiene el poder de modernizar sectores enteros de nuestra economía. ¿Estamos preparados en América Latina y el Caribe para navegar firmes esta ola digital?

Fuente:https://blogs.iadb.org/puntossobrelai/2018/03/29/bim-transformacion-digital-en-la-construccion/

Las ocho principales tendencias que definirán el comercio digital en los próximos meses

Alessander Firmino, de Criteo, prevé un próspero y exitoso ecosistema de comercio para aquellas empresas que innoven en su uso de datos.

Por: Alessander Firmino, director general de Criteo para Brasil y América Latina.

Si echas un vistazo a los titulares de los principales medios digitales del año pasado, seguramente pensarás que el mundo del comercio minorista estaba al borde del colapso. Pero a pesar de esa impresión, el “apocalipsis minorista” aún está demasiado lejos. Aunque que el 2017 fue testigo de la fragilidad del marketing para marcas y comerciantes, el resurgimiento del comercio minorista como tema de fin de año no pudo ser más real.

A medida que las empresas se apresuran por entender y conectarse con el consumidor omnicanal de hoy en día, los datos a gran escala sobre su comportamiento de compra ocupan el centro de atención como recurso principal. Con la creciente apuesta por la innovación en el mundo offline y la experiencia de compra del consumidor, estas son las ocho principales tendencias que seguirán definiendo el panorama del comercio digital a lo largo de este año:

1. La batalla por el video: La cancelación de servicios de TV por suscripción por parte de los consumidores continuará, mientras que seguirán creciendo los contenidos multimedia en streamingcomo NetFlix, Hulu, etc. Esos nuevos modelos de entretenimiento están incrementando el tiempo que las audiencias pasan consumiendo contenido, obligando a los anunciantes, editores y empresas de medios a reorganizarse y prepararse para aumentar el foco en el video y en sus diversos formatos (feed, post-rolls, etc.)

2. Las ventas por voz se incrementarán: Con la popularización de dispositivos como Google Home y el Echo de Amazon, el mercado de altavoces inteligentes continuará creciendo en 2018. Según los datos de Global Market Insights, se prevé más 100 millones de unidades en ventas hasta 2024 y, de acuerdo con el estudio “Trade Marketing in Transition” de Criteo, los ejecutivos de marketing creen que los dispositivos activados por voz y los asistentes personales serán las tecnologías con la que más trabajarán en los próximos dos años.

Este nuevo enfoque abrirá el camino para los anuncios de voz contextuales que personalizarán las recomendaciones y el contenido. Del mismo modo, la disponibilidad de obtener datos sobre los intereses y preferencias de los consumidores permitirá a los asistentes de voz ofrecer servicios existentes, nuevos productos y servicios complementarios que sean relevantes.

3. Las redes sociales cambiarán el escenario de las compras: La línea que separa el comercio electrónico y las redes sociales se hará aún más estrecha, y varias plataformas sociales continuarán expandiendo el concepto de comercio social mediante la creación de sus propias plataformas de comercio electrónico. Servicios como Facebook Marketplace y Amazon’s Spark seguirán apostando por hacer el proceso de compra mucho más fácil.

Será necesario, por tanto, que las marcas y los minoristas sean responsables de la relación con el cliente y controlen mejor los flujos de intercambio de información entre las plataformas y los consumidores.

4. La relación online y offline: El acceso a grandes volúmenes de datos sobre el consumidor, obtenidos tanto en entornos digitales como físicos, será necesario para unir los datos de las campañas con las audiencias. Los minoristas harán hincapié en partnerships que les ayuden a aprovechar los datos de CRM provenientes de las tiendas físicas, con el objetivo de alcanzar al consumidor e interactuar con él en el momento adecuado y con el contenido más personalizado, impulsando así el proceso de compra.

En general, los principales minoristas continuarán ofreciendo opciones más efectivas y convenientes para que los consumidores puedan recoger en sus tiendas los productos comprados online, tales como estacionamiento dedicado para ello y taquillas en las tiendas.

5. Colaboración de datos: Aunque las marcas y los minoristas con mayor visión de futuro continuarán estando preocupados por las restricciones y limitaciones de acceso a grandes volúmenes de datos, muchos ya han encontrado la manera de mantenerse competitivos e innovadores. Como recoge el estudio de Criteo Commerce Data Opportunity, tres de cada cinco marcas y minoristas ya forman parte de un ecosistema de colaboración de datos y están agrupando datos personales no identificables para conectarse mejor con los compradores. A lo largo de este año, marcas y minoristas continuarán agrupando activos de datos para poder personalizar contenidos, aumentar las ganancias y forjar mejores relaciones con los clientes.

6. Optimizar los contenidos de los productos: La descripción textual de productos e imágenes visuales, así como las fotos de productos contextuales, primeros planos de alta resolución, imágenes de 360 grados y otros detalles, serán claves para proporcionar a los compradores la mejor experiencia posible de compra online. En ese sentido, los anunciantes seguirán buscando vías para agilizar la administración de los feeds de sus productos y utilizarán pantallas más llamativas para mejorar la experiencia del usuario en sitios web y apps, buscando mejorar la conversión.

7. GDPR: El Reglamento General de Protección de Datos (GDPR) entrará en vigor el 25 de mayo de 2018, afectando a los vendedores y las empresas a escala global. Cumplir con GDPR significará que los especialistas en marketing necesitarán administrar sus datos de audiencia con mayor cuidado. La gestión de datos en su conjunto cobrará más importancia que nunca, ya que los anunciantes trabajan para correlacionar la información de productos de las marcas y los minoristas al mismo tiempo que integran los datos de los comerciantes con los contenidos generados por los usuarios.

8. Crecerán las fusiones y adquisiciones: En los últimos seis meses se han llevado a cabo grandes fusiones adquisiciones y asociaciones entre minoristas: Amazon y Whole Foods, Amazon y Kohl’s, Walmart y el servicio Express de Google. En los próximos meses, muchos otros minoristas y marcas buscarán fusiones y adquisiciones estratégicas s para seguir siendo competitivos y para expandir y fortalecer sus operaciones.

Los jugadores más fuertes buscarán conectar el mundo online con el offline, obteniendo así una ventaja competitiva de gran valor . En la batalla por competir con Amazon, para muchos minoristas la discusión no se centra en “construir”, sino sobre “comprar”.

2018, el año del juego nivelado

En el mundo omnicanal actual, las empresas necesitan crear experiencias personalizadas y relevantes para los consumidores para poder diferenciarse y generar lealtad, tanto online como offline. Eso significa que necesitarán acceso a mayores volúmenes de datos y a una tecnología más inteligente para aprovechar toda esa información. Los próximos meses serán testigo de un próspero y exitoso ecosistema de comercio para aquellas empresas que innoven en su uso de datos. Puede haber perdedores, pero seguramente habrá más de un ganador.

Fuente imagen destacada

Fuente:http://pulsosocial.com/2018/03/15/las-ocho-principales-tendencias-que-definiran-el-comercio-digital-en-los-proximos-meses/