Apoyo del Conacyt a investigadores pasó de privilegio a sueldo

Ilustración especial Conacyt. (Alejandro Gómez)

 

Los salarios que pagan universidades como la UNAM a sus investigadores es tan bajo, que el apoyo que se les otorga a través del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) se convirtió de un “incentivo”, a parte esencial de su sueldo.

Según documentos públicos de la UNAM, el sueldo de un investigador interno inicia a partir de los 9 mil 600 pesos, casi 4 veces menor a lo que podría ganar uno que se desempeña en una empresa.

“Te puedo decir que he visto estudiantes recién graduados de licenciatura que entran a trabajos con el mismo sueldo que yo tengo ahorita como maestro de investigación, entonces sí es una diferencia abismal”, dijo un investigador de 36 años Nivel Uno del SNI, que prefirió no ser citado.

Perteneciente a una de las principales universidades del país, explicó que el sueldo que perciben los investigadores de academia, a diferencia de aquellos que se desenvuelven en la industria, “está muy por abajo”.

El apoyo del SNI varía dependiendo del nivel del investigador y otros parámetros que tienen que ver con las actividades que realizan. Los investigadores con el apoyo más alto dentro de este mecanismo suelen ser los de tercer nivel o eméritos, quienes perciben hasta 21 mil 30 pesos al mes o 15 salarios mínimos.

El apoyo se ha convertido en parte del sueldo, más allá de ser un incentivo. El apoyo que recibo del SNI por mi labor de investigación es crucial para poder mantenerme

Una investigadora, que prefirió no revelar su identidad, coincidió en que este mecanismo, que en un principio fue desarrollado como un apoyo económico adicional para los investigadores, hoy en día se ha convertido en la principal fuente de ingresos de algunos.

“En algún momento lo que se pensaba es que la gente iba recibir un sueldo digno y el SNI realmente iba a ser como un privilegio adicional, pero ahora se ha convertido en algo que es necesario tener”, agregó.

Eugenio Augusto Cetina, director del SNI, reconoció que hay casos en los que el incentivo sí se convierte en parte del sueldo de un investigador. “Los salarios de los investigadores dependen de la institución donde trabajen. Pero hay casos donde (el incentivo) sí representa una parte importante del sueldo”, agregó.

Pese a que los investigadores son un motor de la innovación en el país, algunos de los apoyos que reciben son tan bajos que resultan menores a los sueldos de enfermeros, músicos e incluso, de lo que percibe un maestro de escuela primaria.

La base de datos con la que cuenta el SNI revela que algunos de los apoyos económicos que otorga a sus integrantes son de apenas 6 salarios mínimos, lo que representa una contraprestación mensual de sólo 8 mil 412 pesos.

Se trata de 462 pesos menos de los 8 mil 874 pesos que percibe en promedio un enfermero, y menor a los 8 mil 860 que gana un músico. Incluso, está 2.4 por ciento por debajo del sueldo que gana un docente de escuela básica, de acuerdo con datos del Observatorio Laboral, de la Secretaría del Trabajo.

Por si fuera poco, el beneficio brindado a los investigadores más avanzados es menor a lo que perciben sus pares en otros países latinoamericanos, como Colombia o Chile.

En el país cafetalero, cifras del Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación muestran que el promedio del apoyo de investigadores es lo equivalente a unos 25 mil 136 pesos mexicanos, mientras que en Chile, este apoyo alcanza los 35 mil 912 pesos.

en el 3t15.


Irregularidades y favoritismo predominan en el SNI, critican

Para ingresar y para mantenerse dentro del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) existen irregularidades y obstáculos al grado de que se ha convertido en un martirio, acusaron participantes y aspirantes.
“Entrar al sistema es muy cerrado. Deberían cambiar mucho las reglas de juego para ingresar al sistema, porque es muy injusto para los que pasamos muchas horas frente a los estudiantes formándolos y eso no se nos toma en cuenta, sólo las publicaciones en sus revistas”, dijo al respecto una investigadora que ha intentado ya varias veces ingresar al SNI.

Otro investigador destacó que las reglas cambian frecuentemente.
“Las reglas van cambiando. En algún momento decía que necesitaba tres artículos, los cuales no los sacas en un día, sino en un año y una vez que los tienes, las reglas ya los aumentaron a cinco”, criticó.
Sin embargo, éste es sólo la punta del iceberg, coincidieron al menos cuatro investigadores que están tratando de acceder o que ya están dentro del SNI.

Según un investigador SNI nivel III, que corresponde a uno de los grados más altos del sistema, el favoritismo y los conflictos de interés reinan la elección de los miembros.

Por otra parte, dentro de los investigadores en los niveles más altos hay resistencia por salir del SNI, con el objetivo de continuar recibiendo el incentivo, pues es mayor que la pensión que recibirían como exempleados del ISSSTE, señalaron. Al respecto, Eugenio Augusto Cetina, director del SNI, opinó que el ingreso al sistema es difícil, pero esto se debe a la exigencia de calidad, que es calificada dentro de siete comisiones integradas por investigadores nivel III.

Fuente:http://www.elfinanciero.com.mx/empresas/apoyo-del-conacyt-a-investigadores-paso-de-privilegio-a-sueldo.html

3 riesgos para el principal motor de crecimiento de México en 2016 Ciudad de México (Foto: Reuters).

 

bandera

El consumo fue el motor de crecimiento de México en 2015, y se espera que este indicador sea un factor positivo durante 2016; sin embargo,  puede verse en riesgo por un traspaso del tipo de cambio en la inflación, más alzas de tasa de Banxico, que reducirían el crédito y el menor número de empleos en el sector de la construcción tras el recorte al gasto público de Hacienda.

 

A pesar de la crisis del petróleo y la debilidad del peso frente al dólar, la economía mexicana superó la turbulencia externa: el Producto Interno Bruto (PIB) de México logró un crecimiento de 2.5% durante 2015, según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) y dentro del rango proyectado por el gobierno (2.3 y 2.8%).

¿Y qué impulsó a la economía de nuestro país el año pasado? El mercado interno, es decir, el consumo de bienes y servicios, que representa más de 60% del PIB.

Uno de los indicadores que reflejan el buen momento del consumo son las ventas comparables de la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD), que crecieron 6.7% en 2015. Otro dato que apoya el desempeño del mercado interno es el Indicador Mensual del Consumo Privado en el Mercado Interior (IMCPMI) anual, que avanzó 3.3% en el último dato disponible de 2015.

Pero existen riesgos que pueden desacelerar al principal motor económico: desde el traspaso del tipo de cambio a la inflación, menos empleos por el recorte a las finanzas públicas, hasta un impacto al crédito de las familias mexicanas por el alza de tasas del Banco de México (Banxico).

El 17 de febrero, el banco central mexicano aumentó en 50 puntos base su tasa de interés. Este movimiento busca defender al peso contra el dólar. El gobernador de Banxico, Agustín Carstens, explicó que la decisión se tomó antes de que surjan “expectativas de inflación que no estén en línea” con las del organismo (de 3%).

Hacienda recortó 132,000 mdp al gasto público. Aunque la mayor parte del ajuste será para Pemex (100,000 mdp), también pospuso obras de infraestructura en el país, como la ampliación de la línea 12 del Metro, de Mixcoac a Observatorio.

¿Por qué el consumo es vital?

Pese a las medidas de las autoridades gubernamentales, el consumo será, otra vez, el factor principal de crecimiento. Hay varias razones: la inflación seguirá baja (en línea con el objetivo de Banxico), las exportaciones manufacturerasse han reducido y la tasa de ocupación continúa vigorosa, dice en entrevista el coordinador del Centro de Modelística y Pronósticos Económicos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Eduardo Loría Díaz.

La confianza del consumidor creció en enero 1% frente a diciembre del año pasado, con cifras desestacionalizadas. Esto se debió a una mejoría en la perspectiva económica a futuro de los hogares y su capacidad para adquirir bienes duraderos (como automóviles, electrodomésticos y aparatos electrónicos).

Sin embargo, las ventas minoristas y mayoristas en diciembre de 2015 mostraron una desaceleración.

Las minoristas crecieron 3.9% anual en diciembre, su nivel más bajo en 2015. Éstas se contrajeron 1.6% frente a noviembre, según el Inegi. Al mayoreo, las ventas reportaron una caída mensual de 1.5%. En su comparación anual apenas crecieron 1%.

El consumo va a crecer 2.4% este año, desde 3% en 2015, estima Laura Iturbide, catedrática de la Universidad Anáhuac.

¿Qué podría desacelerar al motor de crecimiento de México? Existen tres riesgos que los especialistas consideran como los principales ‘enemigos’ del consumo interno para 2016. Te los presentamos a continuación:

1. Traspaso del tipo de cambio a la inflación

El primer riesgo latente para 2016 es el traspaso del tipo de cambio a la inflación (2.61% en enero). En la primera semana de febrero, el dólar llegó a un récord histórico al venderse en 19.50 pesos en ventanillas bancarias.

“Banxico salió del mercado de subastas ordinarias, subió la tasa de interés, y en una acción coordinada, Hacienda decidió bajar el gasto público y poner menor presión a la demanda”, dice Eduardo Loría.

Uno de los rubros que más se contaminaría por el tipo de cambio este año sería el consumo de medicinas, advierte el investigador de la UNAM.

¿Cómo cuáles? Aquellas contra enfermedades de alta complejidad, como cáncer o diabetes, cuyos medicamentos son importados y que rebasarían el margen de inflación, dijo en una conferencia de prensa el socio líder de la industria de ciencias de la vida y cuidado de la salud para la consultora Deloitte, Jorge Cueto.

 

2. Impacto del recorte en el empleo.

Las medidas del recorte presupuestal, equivalente 0.7% del PIB, tendrían un impacto negativo sobre el mercado laboral, que se traduciría en un menor consumo.

“El riesgo es que vaya a impactar directamente en la creación de empleos, que traería una contracción en la remuneración de asalariados y, por lo tanto, en el consumo”, dice Eduardo Loría, de la UNAM.

La creación de empleo durante enero de 2016 fue de 69,170 plazas, 9,386 más que las reportadas en enero de 2015 (59,784), y 13,808 por arriba del promedio de los 10 años previos (55,362), según cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Loría considera que uno de los sectores de empleo más afectados sería la construcción “porque está muy vinculado al ciclo económico” de México, pero también los empleos  se recortarían del sector público y Pemex.

“Algunas industrias que no se están moviendo mucho desplazan personal. Por ejemplo, la industria minera y construcción”, dice Iturbide.

El recorte también impactará a empresas que proveen algún producto o servicio al gobierno federal, así como a proyectos de infraestructura que ya no se van hacer (como la ampliación de la línea 12), que representa una merma de 40%, señala la catedrática de la Anáhuac.

 

3. Encarecimiento del crédito

El aumento de Banxico es probable que tenga un impacto al costo del dinero, según la catedrática de la Universidad Anáhuac.

“La tasa de referencia de Banxico en 50 puntos complica un poco el acceso al crédito; por lo menos incrementa  los costos financieros, que será otra toma de decisión que tendrán que asumir los consumidores y las empresas a la hora de hacer inversiones  o generar consumo”, coincide Joan Enric Domene, analista económico de Banco Invex.

Cuando Banxico sube su tasa de referencia (hoy en 3.75%), el resto de las tasas de crédito también sube, explica Iturbide. También estima que más de 50% del consumo en México se hace a través de tarjetas de crédito.

“La mayor parte de las compras al menudeo no se hacen en efectivo, sino a crédito. Y ahí viene el mayor impacto del costo financiero.”

El investigador de la UNAM, por su parte, espera que la institución gobernada por Carstens aumente adicionalmente 50 puntos base la tasa de referencia este año (que quedaría en 4.25% al cierre de 2016), que el crédito se contraiga y, por tanto, que se reduzca el consumo privado.

Fuente:http://www.forbes.com.mx/3-riesgos-para-el-consumo-en-mexico-durante-2016/

¿Qué es y cómo funciona el aprendizaje invertido?

La educación invertida es un enfoque pedagógico en el que la instrucción directa se realiza fuera del aula y el tiempo presencial se utiliza para desarrollar actividades de aprendizaje significativo y personalizado.

clase_invertida

En la mayoría de las aulas de las universidades el escenario típico de un día de clases consiste en que el profesor pase al frente, “da la clase” y escriba en el pizarrón para impartir su cátedra. Él es la figura central del modelo de aprendizaje –the sage on the stage–, mientras que sus estudiantes toman apuntes y se llevan tarea que deberán realizar en casa al finalizar la lección. El profesor sabe o se percata que muchos alumnos no entendieron completamente la clase del día, pero no tiene el tiempo suficiente para reunirse con cada uno de ellos de forma individual para atender sus dudas. Durante la clase siguiente, él solo recogerá y revisará brevemente la tarea, aprovechará para resolver algunas dudas, pero no podrá profundizar mucho ya que la clase no se puede retrasar porque hay mucho material por cubrir antes del examen final (Hamdan, McKnight, McKnight y Arfstrom, 2013, p. 3). Lo anterior, es parte de un modelo de enseñanza tradicional centrado en el profesor.

Educadores alrededor del mundo están tratando de cambiar este modelo tradicional –enfocado en el avance a partir de un plan de estudios– por uno guiado por las necesidades de aprendizaje de los alumnos. El modelo que ha despertado interés por su potencial es el Aprendizaje invertido, un modelo centrado en el estudiante que deliberadamente consiste en trasladar una parte o la mayoría de la Instrucción directa1 al exterior del aula, para aprovechar el tiempo en clase maximizando las interacciones uno a uno entre profesor y estudiante.

La premisa básica de este modelo es que la Instrucción directa es efectiva cuando se hace de manera individual, pero debido a los recursos de las universidades, esto requeriría de un equipo docente mucho más grande el cual la mayoría de las instituciones no podrían costear (Bergmann y Sams, 2014, p. 29). Esto no quiere decir que actualmente la instrucción sea necesariamente mala: puede ser una manera efectiva de adquirir conocimiento nuevo; el inconveniente es el ritmo. Para algunos estudiantes el avance puede ser muy lento pues se revisan contenidos que ya saben; para otros, muy rápido porque pueden carecer del conocimiento previo necesario para comprender los conceptos (Goodwin y Miller, 2013, p. 78).

En el método tradicional el contenido educativo se presenta en el aula y las actividades de práctica se asignan para realizarse en casa. El Aprendizaje invertido da un giro a dicho método, mejorando la experiencia en el aula (Fulton, 2014, pp. 3-4) al impartir la Instrucción directa fuera del tiempo de clase –generalmente a través de videos. Esto libera tiempo para realizar actividades de aprendizaje más significativas tales como: discusiones, ejercicios, laboratorios, proyectos, entre otras, y también, para propiciar la colaboración entre los propios estudiantes (Pearson, 2013, p. 5).

En este método, el profesor asume un nuevo rol como guía durante todo el proceso de aprendizaje de los estudiantes y deja de ser la única fuente o diseminador de conocimiento. Facilita el aprendizaje a través de una atención más personalizada, así como actividades y experiencias retadoras que requieren el desarrollo de pensamiento crítico de los alumnos para solucionar problemas de forma individual y colaborativa.

Con la ayuda de una o varias tecnologías, los maestros narran presentaciones que autograban desde su computadora, crean videos de ellos mismos o seleccionan lecciones de sitios de internet como TEDEd y Khan Academy que sirvan al contenido que están abordando. Como se mencionó anteriormente, el video es uno de los principales recursos, aunque también se puede hacer uso de otros medios y recursos electrónicos como screencasting, digital stories, simulaciones, ebooks, electronic journals, entre otros más.

Muchos educadores comienzan a invertir sus clases mediante el uso de este tipo de materiales de fácil acceso para que los estudiantes los vean en el momento y lugar que les sea más conveniente y tantas veces como lo necesiten para llegar mejor preparados a la clase. Aprovechando esta preparación anticipada, los profesores pueden dedicar más tiempo a implementar estrategias de aprendizaje activo con los estudiantes como realizar investigaciones o trabajar en proyectos en equipos. También pueden utilizar el tiempo de clase para comprobar la comprensión de los temas de cada estudiante y, si es necesario, ayudarlos a desarrollar la fluidez de procedimientos a través de apoyo individualizado (Musallam en Hamdan, McKnight, P., McKnight K. y Arfstrom, 2013, p. 4).Captura de pantalla 2015-04-13 a las 17.27.36 La integración de tecnología en el aprendizaje siempre ha propiciado mucho revuelo y expectativas debido a los cambios que la innovación puede acarrear. Es importante recalcar que este modelo de instrucción no consiste en un cambio tecnológico, únicamente aprovecha las nuevas tecnologías para ofrecer más opciones de contenidos a los estudiantes y, lo más importante, redefine el tiempo de clase como un ambiente centrado en el estudiante (Bergmann y Sams, 2013, p. 17).

Otro aspecto importante a resaltar es que la pedagogía detrás del modelo no es algo novedoso y a primera vista se podría argumentar que al pedir “de tarea” a los estudiantes que realicen la lectura de un texto para la siguiente clase (práctica común que realizan profesores), ya se está implementando el Aprendizaje invertido. Sin embargo, el potencial de este modelo va mucho más allá de esa sencilla práctica, y el nivel de maximización del mismo dependerá de la implementación que haga cada profesor.

Elementos clave

Actualmente no existe una única guía para implementar Aprendizaje invertido, es necesario continuar haciendo investigación cualitativa y cuantitativa rigurosa sobre este método de instrucción. Considerando esto, un grupo de educadores experimentados de la Red de Aprendizaje Invertido (FLN), en conjunto con los Servicios de Logro Escolar de Pearson, realizó en 2013 un análisis de la tendencia del que resultó la identificación de los cuatro pilares que hacen posible el Aprendizaje invertido.

Captura de pantalla 2015-04-13 a las 17.28.55

Fuente:http://www.educacionyculturaaz.com/educacion/la-metodologia-de-la-clase-al-reves-algunas-herramientas-para-empezar-a-practicarla

La oferta laboral en tecnología crece un 78%

 

En 2015 las empresas lanzaron un total de 5.177 ofertas para reclutar a estos profesionales. Los expertos en Java y html fueron los perfiles más demandados, una tendencia que se mantendrá este año.

“El año pasado marcó un punto de inflexión en el sector de las tecnologías de la información (TIC). La revolución digital ha provocado un boom de empleo. Si no te adaptas, mueres”. Con estas palabras explica Stephan Levesque, CEO de Ticjob, las conclusiones del estudio Oferta y demanda de profesionales TIC 2015. Las empresas han lanzado 5.177 ofertas de empleo en este ámbito, lo que supone un incremento del 78% respecto al año anterior en el sector de las TIC.

Presente…

El informe añade que Java es la tecnología más demandada en cuanto a lenguajes de programación y también la más ofrecida, lo que significa que existe un equilibrio entre el mercado laboral y el crecimiento. Laura Cervero, directora de márketing de Ticjob, prevé que las organizaciones seguirán demandando a profesionales expertos en esta tecnología, “porque está evolucionando y es el presente, al contrario de otras más fluctuantes. El big data también es una buena opción laboral, pero mientras esto es sólo una apuesta fuerte de algunas empresas por un sistema de estructuración de datos, el Java resulta más aplicable a cualquier empresa”.

Por otra parte, html es la tecnología con mayor escasez de empleo. Hay un equilibrio en los perfiles de redes: en 2015 se incrementaron los perfiles funcionales en el sector de las TIC, con tecnologías como MS Office. Todo ello con el permiso de SAP, que sigue siendo la aplicación gerencial más ofrecida y la segunda más demandada. Los perfiles de business intelligence son los más solicitados.

La experiencia es uno de los requisitos más valorados. Se aprecia un equilibrio en el caso de los profesionales con mayor experiencia, pero existe un desajuste para perfiles de primer empleo, al ser los menos demandados. Madrid, Cataluña y Andalucía son las tres comunidades en las que más se mueve el empleo TIC.

… y futuro

Entre las opciones laborales de futuro que presenta el sector TIC, Levesque identifica el análisis de datos, la ciberseguridad y los drones aplicados a este tipo de tecnología como los ámbitos en los que se va a mover el empleo. “Las academias y centros de formación carecen de cursos especializados que cubran estos conocimientos que demandan las empresas, por lo que son éstas las que preparan a sus profesionales en una tecnología que va por delante. De ahí la escasez de candidatos”. En cuanto a los niveles retributivos de los profesionales TIC, Levesque explica que entre 2013 y 2014 los sueldos bajaron un 5%, pero en el último año se aprecia un incremento del 1%.

Fuente:http://www.expansion.com/emprendedores-empleo/empleo/2016/02/26/56d01a3be2704e117d8b4647.html

600 empresas buscan revertir el daño ambiental en América Latina

La necesidad de mitigar el cambio climático ha propiciado la creación de nuevas ideas y propuestas ecológicas que 600 microempresas han impulsado en Centroamérica y República Dominicana.

Por Carolina Menjivar

En Centroamérica y el Caribe, el reciclaje de desechos sóli­dos está generando empleo y revirtiendo paulatinamente el daño al medio ambiente. A la fecha, dentro y fuera de la región se comercializan cientos de toneladas de papel, plástico, llantas y otros productos a través de novedosas iniciativas.

Desde agosto de 2009, la Bolsa de Residuos Industria­les de Centroamérica y el Caribe (Borsicca) apoya el intercambio de residuos a través de un sistema electrónico de comercialización que permite el aprovechamiento o la reincorporación de desechos a las cadenas productivas.

Diez meses después de su crea­ción, Borsicca había comercializa­do 8.2 toneladas de desechos, principalmente papel, cartón y plástico. El emprendimiento fue promovido por la Comisión Centroamericana de Ambiente y Desarrollo (Ccad).

A la fecha, 600 micro, pequeñas y grandes empresas han puesto en marcha proyectos y programas de desarrollo sustentable en la región que generan empleo verde, La Orga­nización Internacional del Trabajo (OIT) lo define como: aquel trabajo decente que contribuye con la re­ducción del consumo de energía y materias primas, limita las emisiones de gases de efecto invernadero, mini­miza los residuos y la contaminación. La oferta de empleo verde se identi­fica principalmente en cinco sectores económicos: energía, transporte, reciclaje, bosques y agricultura.

Según la Red Nacional de Apoyo Empresarial a la Protección Ambien­tal (ECORED), en el caso de República Dominicana se puede afirmar que las empresas están mostrando cada vez más interés en incorporar prác­ticas sostenibles en sus operaciones, productos y estrategias.

Por ejemplo, diversos sectores como banca, seguros, alimentos y manufactura ya forman parte de un plan piloto ejecutado en 2015, que consiste en medir todas sus prácticas empresariales median­te la herramienta IndicaRSE (una autoevaluación basada en la ISO 26000, los principios de Pacto Global y el Global Reporting Ini­tiative). Este año ECORED espera duplicar el número de empresas que se unan a la iniciativa.

Las expectativas de crear empleos verdes son alentadoras, según el Pro­grama de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, 20 millones de puestos se podrían crear para 2030. La OIT está colaborando con la red regional de instituciones de educa­ción técnica y formación profesional creada en 2004. La red tiene como objetivo establecer programas de coo­peración e intercambio para unificar y mejorar los programas técnicos de formación profesional de acuerdo con las últimas novedades del mer­cado laboral. Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Costa Rica y Panamá están representados en esta red.

La inversión anual de las empresas en desarrollo sus­tentable asciende a 4,000 millones de dólares (mdd), lo que representa 30% del PIB regional.

Con ayuda de sus amigos

No están solas, el 80% reciben asistencia técnica y financiera de organizaciones no gubernamentales regionales y extranjeras, entre estas: África 70, Agencia de los Estados Uni­dos para el Desarrollo Internacional (USAID), Banco Mundial, UNES, Departamento de desarrollo de la organización de Estados Americanos (OEA), Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), Red de soberanía alimentaria, OXFORD Internacional, Comité campesino del Altiplano, Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo, Programa Desarrollo Rural y Cambio Climático de GIZ de la Cooperación Alemana, entre otros.

Tan sólo en los últimos cua­tro años, USAID ha invertido 13.9 mdd en la ejecución del proyecto marea, del programa regional para el manejo de recursos acuáticos y alternativas económi­cas, ejecutado en El Salvador, Honduras y Nicaragua.

“El éxito de estos esfuerzos responde al encadenamiento de las pequeñas con las grandes empre­sas”, según José Ernesto Góchez, economista de la Universidad Cen­troamericana José Simeón Cañas y maestro en Ciencias en Agro-ne­gocios de la Universidad del Sur de Illinois, quien considera que así, las posibilidades de expansión y de incursión en el mercado internacio­nal crecen exponencialmente.

El impacto positivo en el medio ambiente y en el sector productivo es evidente cuando la academia trabaja de la mano con las cámaras empresa­riales, la innovación es clave y la for­mación del capital humano juega un papel fundamental en este proceso.

En 2015, surgió la Alianza Empresarial para la sustentabili­dad en Centroamérica, integrada por empresas que producen y comercializan productos de consumo masivo en la región. Su objetivo es convertirse en pioneros y referentes del desarrollo sostenible, cuentan con la asesoría del Centro Latinoamericano para la Compe­titividad y el Desarrollo Sostenible (CLACDS).

A esta iniciativa se suman los es­fuerzos de la OEA en Panamá, donde trabaja en conjunto con empresas públicas, privadas y el Sindicato de Industriales de Panamá (SIP). Juntos impulsan el Sello Panamá Verde, destinado a desarrollar procesos productivos en armonía y con respeto por el medio ambiente.

Recientemente, la OEA concedió a Panamá financiamiento para la im­plementación de un plan piloto, que dará asistencia técnica a empresas interesadas en cambiar su modelo de producción por uno más sustentable.

Sin embargo, Raúl Aguayo, pre­sidente de la empresa Conuco Solar, dedicada a la instalación de fuentes de energía alternativa, cree que Re­pública Dominicana apenas está em­pezando a adaptarse al término y que aún hay muchas empresas y –sobre todo- consumidores escépticos.

Señales verdes

En Centroamérica la actividad del sector de las energías renova­bles está experimentando un notable auge. De acuerdo con la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), la energía hidroeléctrica sigue siendo el recurso renovable más importante, mientras que la energía eólica continúa muy por delante de la energía solar.

Por otra parte, cabe señalar que incluso la energía geotérmica des­empeña un papel significativo. Sin embargo, la inversión en energía solar también está aumentando rápidamente.

Desde hace un año, Guatema­la cuenta con el parque solar más grande de Centroamérica, con una capacidad instalada de 50 kilovatios de generación de energía eléctrica. El proyecto fue impulsado por las em­presas Gran Solar de España, Grupo Green de Guatemala y el Fondo de Inversiones de Suiza (EcoSolar), la inversión fue de 14 mdd.

Por su parte, El Salvador preten­de a partir de 2018, suministrar gas natural para la generación de ener­gía eléctrica, la empresa finlandesa Wärtsilä será la encargada de cons­truir e instalar la maquinaria de la primera planta térmica que utilice éste energético como combustible en la región, la inversión aproxima­da fue de 260 mdd.

Costa Rica es reconocida mundial­mente por sus intentos de reducir el uso de hidrocarburos en la genera­ción de energía. En 2014, alrededor del 80% de la electricidad del país se generó mediante energía hidroeléc­trica, lo que valió un reconocimiento internacional al país. Ese mismo año, el Congreso de Costa Rica aprobó un proyecto geotérmico por US$958 millones financiado por créditos de bancos de inversión japoneses y europeos.

Honduras y Nicaragua tam­bién han apostado por importantes proyectos de generación eléctrica vía fuentes renovables, lo que se está conviertiendo en una tenden­cia en toda la región.

Eddy Blandón, director de la Alianza en Nicaragua indicó que algunas compañías han descubierto que las acciones en pro del medio ambiente las hacen más rentables. “Se abren más espacio en el mer­cado porque cumplen con requeri­mientos de orden medioambiental y eso es parte de la conciencia social. Hay un mercado que se está abriendo para la gente que cuida el medio ambiente”, refirió.

En este esfuerzo, los consumido­res son clave, según Mario Godínez, ambientalista y miembro de la or­ganización Amigos de la Tierra de Guatemala, quien señala que los mi­llennials están esperando encontrar en el mercado productos de calidad, amigables con el medio ambiente pues son conscientes del deterio­ro ambiental y están dispuestos a poner su granito de arena para revertirlo, sin importar el costo.

La educación ecológica juega un papel importante para que las actuales y futuras generaciones de centroamericanos y caribeños opten por prácticas que contribuyan a pro­teger el medio ambiente. La cultura del reciclaje, el uso razonable de los recursos hídricos y energéticos son algunos de los temas en los que se debe centrar esa tendencia.

Vereda por recorrer

Entre los principales retos que enfrentan las compañías es que existen inversiones que vienen de la mano con el cambio de estrate­gia de negocios, con el giro hacia la sustentabilidad. Suele pasar que son las gerencias medias quienes tienen muchas ideas para orientar a la empresa hacia prácticas más sostenibles, pero si este giro no vie­ne desde el nivel más alto, no hay garantía de que suceda.

“Los avances en eficiencia ener­gética en la región son importantes pero no suficientes”, así lo considera Manuel Funes Narváez, ambienta­lista nicaragüense: “reciclar botellas de plástico es una práctica ecológica, pero no basta con eso. Asegura que la clave es reducir el consumo, dejar de crear necesidades porque des­pués de un tiempo, estas fuentes de energía no podrán satisfacerlas”.

En conclusión, ¿es positivo apostarle a la economía verde? La respuesta es sí, según el más reciente informe del programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente.

Tanto los empresarios como ECORED coinciden en que más allá de los obstáculos que enfrentan, la convicción de hacer lo correcto y todas las ventajas que se derivan (mayor competitividad, mejoras continuas en los procesos y mejor reputación, entre otros) compensan el esfuerzo. “Aún hace falta que la población en general (los consu­midores finales) desarrolle mayor sensibilidad hacia el tema, y por ende espere y exija más de las em­presas locales. Aquellas que deciden dar pasos hacia la sostenibilidad son pioneras y van a marcar la pauta para muchas otras empresas y para su cadena de valor”.

Fuente:http://www.forbes.com.mx/600-empresas-buscan-revertir-el-dano-ambiental-en-america-latina/

Un estudio revela el impacto brutal de los consumidores sobre el medio ambiente

Imagen: jarmoluk. Fuente: Pixabay.

Imagen: jarmoluk. Fuente: Pixabay.

En 2007, el taller del planeta  – China – superó a Estados Unidos como mayor emisor de gases de efecto invernadero en la Tierra . Sin embargo, si tenemos en cuenta que casi todos los productos que China produce, desde iPhones a camisetas, se exportan al resto del mundo, nuestra perspectiva cambia.

De hecho, al parecer la huella ecológica basada en el consumo per cápita de China es pequeña. Los chinos producen una gran cantidad de productos que son exportados.  La mayor parte de  responsabilidad del impacto de ese consumo está en el consumidor, no en el productor.

Estas son algunas de las conclusiones de un estudio realizado por Diana Ivanova y colaboradores Universidad Noruega de Ciencia y Tecnología (NTNU) en marco del proyecto GLAMURS, un esfuerzo financiado por la UE y destinado a promover estilos de vida más ecológicos y de consumo responsable con el medio ambiente en Europa.

En la investigación fue analizado el impacto medioambiental humano desde la perspectiva de los consumidores de  43 diferentes países (que representan el 89% del PIB mundial y entre el 80-90% de los flujos comerciales de Europa), y de cinco regiones del resto del mundo.

Los datos fueron tomados de una extensa base de datos (EXIOBASE) desarrollada por la NTNU, en colaboración con especialistas de los Países Bajos, Austria, Alemania, la República Checa y Dinamarca.

La culpa no es solo de los Gobiernos

El análisis, publicado recientemente en Journal of Industrial Ecology, revela asimismo que los consumidores son responsables de más del 60 por ciento de las emisiones de gases de efecto de invernadero, y hasta del 80 por ciento del uso de agua del mundo. Según Ivanova, por tanto, si cambiamos nuestros hábitos de consumo, esto tendría un efecto drástico en nuestra huella ambiental.

Otro dato que ha arrojado la investigación es que los consumidores son directamente responsables del 20 por ciento de todos los impactos de carbono, resultantes del uso de automóviles y de calefacciones en los hogares.

Pero esto no es lo más sorprendente: resulta que cuatro quintas partes de los impactos medioambientales que se pueden atribuir a los consumidores no son los impactos directos -como el combustible que quemamos cuando conducimos nuestros coches- sino los efectos secundarios de la producción de los bienes y productos que compramos.

El mejor ejemplo de esto es el uso del agua que, a nivel global, se va sobre todo en la producción de las cosas que compramos .  Por ejemplo, la producción de carne de vacuno requiere mucha agua, pues se necesitan hasta 15.415 litros de agua para producir un kilo de carne de res.

Los productos lácteos también requieren grandes cantidades de agua para su producción. Se ha comparado el agua necesaria para producir un litro de leche de soja con lo que se necesita para la producción de un litro de leche, y se ha comprobado que, para el primero, se precisan 297 litros de agua, y para el segundo, un promedio global de 1.050 litros de agua.

Los alimentos procesados (como las pizza congeladas)  también precisan para su elaboración de un consumo de agua y otros recursos desproporcionadamente alto, pues para su elaboración precisan energía, materiales y agua, para hacer crecer las materias primas, para el envío al procesador, para su producción final, y para su envase.

El chocolate es uno de los productos que más nos gustan, pero también uno de los que más agua precisa para su producción: 17 litros para producir un solo kilo de chocolate.

Los países más ricos tienen el mayor impacto

Los investigadores también analizaron el impacto medioambiental per cápita, país por país, de todos los estudiados. Hallaron que las diferencias entre los distintos países son extremadamente altas. “Los países con mayor consumo tienen un impacto ambiental 5,5 veces superior al promedio mundial”, asegura Ivanova.

Los Estados Unidos presentan el peor rendimiento general en cuanto a emisiones de gases de efecto invernadero por habitante, con una huella de carbono per cápita de 18,6 toneladas de CO2 equivalente (unidad utilizada para medir en masa las emisiones de CO2 individuales).

En este sentido, EEUU va seguido de cerca por Luxemburgo, con 18,5 toneladas de CO2 equivalente, y Australia, con 17,7 toneladas de CO2 equivalente. A modo de comparación, la huella de carbono per cápita de China es de sólo 1,8 toneladas de CO2 equivalente; y en Noruega, de 10,3 toneladas de CO2 equivalente por habitante, lo que supone tres veces el promedio mundial, que está en 3,4 toneladas de CO2 equivalente por habitante.

Los resultados de los distintos países también reflejan los efectos del uso y producción de la electricidad. Así, la prevalencia de la energía nuclear o hidroeléctrica en países como Suecia, Francia, Japón y Noruega supone que estos países generen menos emisiones de carbono que otros países con ingresos similares, pero con un uso mayor de combustibles fósiles para la producción de energía.

Consumir menos productos y más servicios

La ventaja de identificar los efectos de las decisiones de los consumidores sobre el medio ambiente es que identifica cómo pueden los consumidores reducir sus impactos.

Por una parte, se puede afrontar el problema desde el hogar, controlando el consumo de la calefacción, la gasolina o el agua. Pero hay otras dos formas sencillas de reducir el impacto ambiental de manera inmediata, asegura Ivanova: dejar de comer carne, y comprar menos.

Por otra parte, en la actualidad, los consumidores de la Unión Europea gastan un 13% del presupuesto total de sus hogares en productos manufacturados. Si el consumidor promedio destinara ese dinero a pagar por servicios en lugar de por productos, se reduciría alrededor del 12% de la huella de carbono que actualmente tienen los hogares de la UE, concluyen los investigadores.  

¿Quién contrata talento mayor de 50 años?

El talento maduro quiere ser reconocido y ha creado una nueva estrategia para hacerse notar.

Adultos mayores vía Shutterstock

 

 

Martha Carreras, de 62 años, todavía recuerda el primer día de clases en Psicología. “Los otros alumnos me veían preguntándose, ¿y esta señora qué?”, cuenta sobre su llegada a la licenciatura a los 35. Ahora, trabaja en atracción de talento en la Fundación Manpower, que integra en el mercado laboral a mayores de 50 años. Con base en esa experiencia, asegura que la discriminación es una práctica real a partir de los 40. “A la gente, estudies o trabajes, les lleva tiempo asimilar que eres como cualquier persona, con ganas de aprender y habilidades que explotar”.

En México, 74.3% de los mayores de 50 se insertan en el mercado laboral a través de la informalidad; 33.5% gana hasta un salario mínimo y 16.2% no recibe ingreso por su trabajo, señalan datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (inegi). En Estados Unidos, 84% de los baby boomers (nacidos entre 1946 y 1965) se ubican en la economía formal, según la Oficina de Estadísticas Laborales.

Muchas empresas creen que, al pasar el medio siglo, el trabajador piensa en su retiro y, lejos de planificar el espacio que puede ocupar, lo excluye por temor a que su potencial baje, dice Azucena Pérez, académica de la Escuela de Ciencias Económicas y Empresariales, de la Universidad Panamericana (UP). Atribuye esta percepción al estigma del envejecimiento en México: “Hay un grado de ignorancia fuerte. Se piensa que esta población no desea seguir aprendiendo”.

Pesa la clásica etiqueta de ser un ‘estorbo’, en lugar de fuente de sabiduría, apunta Graciela Saldaña, investigadora del Departamento de Estudios Empresariales de la Universidad Iberoamericana.

Esta visión ha llevado a construir políticas de trabajo que excluyen al talento maduro, al grado de que 80% del rechazo para un candidato mayor es prejuicio, pues no hay pruebas que señalen que pierde su intención de aprender, advierte Mercedes de la Maza, directora ejecutiva de la Fundación Manpower.

Discriminación

El Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) recibió, entre enero y septiembre de este año, 17 quejas relacionadas con personas mayores en el ámbito laboral, todas en empresas. Discriminación, para efectos de legislación, es excluir, restringir, impedir el goce o ejercicio de los derechos humanos y libertades, por varios motivos, como la edad. Aunque hay una ley federal para evitarla, en 46% de los casos de discriminación laboral, la edad es el motivo, según el Conapred.

Para María José Morales, directora de Vinculación, Asuntos Internacionales y Programas Compensatorios del organismo, las empresas tienen “poca estrategia” para identificar hasta dónde pueden impulsar a un talento maduro, lo que habla de poca planificación de carrera. Un prejuicio común es pensar que esta gente se enferma más rápido, tiene problemas para desplazarse u olvida las cosas.

Gran parte de la reticencia para aprovechar a los ‘maduritos’ se centra en qué tan productivos son, plantea la directora de Fundación Manpower. Productividad, por definición, es la capacidad para hacer algo con determinados medios y, bajo ese concepto, los “chavos” podrían ser menos productivos que un talento maduro, quien puede resolver problemas con otra perspectiva, argumenta De la Maza.

El valor de la experiencia

Han pasado 15 años desde que Rafael Ramos, de 62, viajó por vez primera a la Ciudad de México. El venezolano, con una exitosa carrera en su país, no pensó que años después, en 2014, ante la situación en Venezuela, cerraría su agencia creativa Frank & Stein y haría uso de una herramienta que dominan los profesionales experimentados: red de contactos. Buscó a Sebastián Arrechedera, socio fundador de Arrechedera Claverol, y hoy es director creativo de la firma.

Ramos no ama los números, prefiere llevarse bien con todos y centrarse en la empatía, porque esto es clave en su labor al frente de la cuenta de Volkswagen, para lo cual tiene a su cargo a más de cinco personas. “Muchos proyectos deben resolverse en 48 horas. Y ahí me ves, yo de 60 y un chico de 22 años generando ideas”.

Hacer química con las generaciones menores, aportando experiencia, es una característica que hace atractivo al talento experimentado, pero no la única. “Miran a distancia los problemas, sin mucha pasión o desesperación como los jóvenes”, agrega Saldaña.

También están más entrenados para hacer sinergias y ser rentables. “Suelen estar en modo ‘control de costos’: saben ahorrar y hacer eficiente los gastos, cosa que alguien más joven puede desconocer”, opina Fabricia Antunes, gerente ejecutiva en la firma de atracción de talento Page Personnel. La pregunta incómoda es: ¿las empresas aprovechan a este talento?

Desde hace cuatro años, Roberto García regresa al menos cuatro veces al año a la preparatoria, porque participa en el programa de mentoría para preuniversitarios que desarrolla sap, la firma donde labora hace ocho. El actual director de Comunicación ve en esta actividad el momento para tirar una ‘neta’ a los preuniversitarios: “Si estudias creyendo que serás director, la vida no funciona así de fácil”.

La universidad es el único momento de la vida donde “te vuelves arrogante”, dice García. Pero el ejecutivo de 48 años se encarga de ‘aterrizar’ a los impacientes y jóvenes talentos en su papel de mentor, uno de los canales a los que muchas compañías recurren para aprovechar al profesional maduro.

La consultora financiera Edward Jones, la cadena de hoteles Hyatt y la firma SalesForce figuran entre las 10 mejores compañías para el talento maduro, por el número de baby boomers que contratan en Estados Unidos, según un listado de Fortune. En México, no existe un ranking similar, sin embargo, en actividades como asesorar millennials, los profesionales que pasan de 40 y 50, son “mina de oro”, asevera Azucena Pérez.

Eliminar prejuicios

Pero los boomers también son necesarios para abrir líneas de negocio, fidelizar clientes, expandir mercados, apoyar en intercambio internacional y ahorrar recursos, entre otras tareas, refiere Antunes.

El reto para incorporarlos no sólo es romper con pretextos como que son una población que no domina la tecnología, menciona De la Maza. El otro talón de Aquiles es el propio profesionista y su falta de pericia o estrategia para colocarse en el mercado. La experiencia, los contactos, las horas de vuelo: todo está puesto, el tema es cómo ofrecerlo mejor.

Ramos sabe, como muchos otros boomers, que los profesionales experimentados crecen a diario y una gran parte seguirá buscando oportunidades laborales. ¿Una recomendación? “Cuando estés con alguien 40 años más joven que tú, no te llenes la boca diciendo ‘Sé todo’. Da la pelea con ideas, entendiendo la cultura”.

Publicado en: CNN

Fuente:http://www.expoknews.com/quien-contrata-talento-mayor-de-50-anos/