Reto de visualización de datos: el empleo joven en América Latina y el Caribe

POR: MARIANGELA MENDOZAMELANY GUALAVISÍ

 

La visualización de datos está de moda. Parece lógico: en un mundo como el actual, en el que cada vez contamos con más cantidad de información (y más compleja), tienen éxito quienes logran simplificar y hacer más fáciles de comprender los datos. En este blog se pueden encontrar numerosos artículos apoyados en datos: gráficos, mapas, tablas… Pero queremos ir un paso más allá: en colaboración con dos iniciativas de ámbito internacional, #MakeoverMonday y Viz for Social Good, les presentamos un reto de visualización de datos centrado en uno de los grandes temas de Factor Trabajo: el empleo joven en América Latina y el Caribe. Todo ello con el respaldo de nuestra plataforma de datos, el SIMS. ¿Cuándo? Será este próximo lunes 15 de mayo y, si quieres, puedes participar a través de cualquiera de las dos plataformas antes mencionadas.

Más de 100 millones de jóvenes en la región

En América Latina y el Caribe hay 108 millones de jóvenes entre 15 y 24 años de edad. De estos, 56 millones forman parte de la fuerza laboral, es decir, ya cuentan con un empleo o están en búsqueda de uno. Y la realidad es que su panorama laboral no es tan positivo, pues enfrentan muchas más dificultades (más desempleo, peores salarios…) que aquellos trabajadores con más experiencia. Si los recientes años de bonanza no mejoraron la situación laboral de los jóvenes en la región, ¿qué pueden esperar ahora que la coyuntura ha empeorado?

Ninis, desempleo e informalidad

Aquellos jóvenes que ni estudian ni trabajan son conocidos como ninis. En la región, uno de cada cinco jóvenes de entre 15 y 24 años entra dentro de ese grupo. Este porcentaje es aún mayor y alcanza a uno de cada cuatro jóvenes en países como Honduras, Guatemala, El Salvador o Nicaragua. Este problema es particularmente agudo para los jóvenes de bajos ingresos. Conforme empeora la situación económica del hogar, el porcentaje de ninis aumenta.

Se estima que la inclusión de los ninis en la fuerza de trabajo aportaría en promedio un 5% más en el PIB per cápita de la región.

El desempleo afecta más a los jóvenes que a los adultos (25 a 64 años). De hecho, el porcentaje es tres veces mayor: 16% frente a un 5% para los adultos. Tres países del Caribe (Jamaica, Barbados y Bahamas) enfrentan las mayores tasas de desempleo juvenil de la región (33,5%, 28,8% y 28,3%, respectivamente).

Otro problema reside en que los jóvenes tienden a insertarse en el mercado de trabajo a través de empleos informales, es decir, sin acceso a beneficios como seguro de salud, pensiones o vacaciones. Según datos de 2015, del total de jóvenes ocupados en la región (42,5 millones), solamente el 35% (14,7 millones) se desempeñaba en trabajos formales. Por el contrario, entre los adultos que se encuentran ocupados (203 millones), el 49% se encuentra en trabajos formales.

¿En qué sectores trabajan los jóvenes?

En el mercado laboral, ¿dónde se sitúan los jóvenes? ¿Qué industrias emplean el mayor porcentaje de jóvenes? La mayor parte (29%) trabaja en el sector de comercio, restaurantes y hoteles, seguido por el sector de servicios sociales, como educación o salud (25%). Un 16% de los jóvenes ocupados trabajan en el sector agrícola, mientras que la manufactura y la construcción ocupan al 14% y 8%, respectivamente. Solo un 5% trabaja en el sector de transporte y almacenamiento y el 3% se reparte entre las industrias relacionadas con la minería, servicios básicos (agua, electricidad y gas) y el sector financiero e inmobiliario. La mayoría entran como obreros u operadores de maquinaria (26%), comerciantes y vendedores (16%), en otros servicios (16%) y como trabajadores agrícolas (15%). Un 10% entra como profesional y técnico superior, y un 12% como administrativo o técnico de nivel medio. Además, apenas un 1% entra como director o funcionario superior, otro 1% forma parte de las fuerzas armadas y un 3% en otras posiciones no especificadas.

La mayor parte de los jóvenes (29%) trabaja en el sector de comercio, restaurantes y hoteles, seguido por el sector de servicios sociales, como educación o salud (25%).

El desempleo y la informalidad son problemas que persisten en el panorama laboral para la población joven de América Latina y el Caribe. Esta situación no solo representa un problema económico: según el Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas y la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, la falta de inclusión laboral de este colectivo es también un problema social. La inactividad y la falta de inclusión económica aumenta el riesgo de problemas asociados a conductas de riesgo, como drogadicción o violencia.

Fuente:https://blogs.iadb.org/trabajo/2017/05/11/reto-de-visualizacion-de-datos-el-empleo-joven-en-america-latina-y-el-caribe/?utm_source=newsletter&utm_medium=rssfeed&utm_content=title&utm_source=Factor+Trabajo%3A+Bolet%C3%ADn+de+Mercados+Laborales+y+Seguridad+Social+del+BID&utm_campaign=2015ba1eb0-Mailchimp+RSS&utm_medium=email&utm_term=0_c30748bc43-2015ba1eb0-189478437

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s