La innovación en la escuela no es una cuestión de lujos”: OCDE

ocde innovacion

  • La organización llevó a cabo el estudio Entornos de Aprendizaje Innovador (ILE, por sus siglas en inglés), donde analiza los casos de 40 escuelas innovadoras de 20 países.

Un aula no necesita lo último en tecnología para que allí se implementen nuevas formas de aprender. Así lo demostró un estudio que la OCDE publicó en septiembre de 2013, titulado Entornos de Aprendizaje Innovador (ILE, por sus siglas en inglés). El reporte analiza 40 escuelas de 20 países que han desarrollado estrategias innovadoras para el aprendizaje de sus alumnos.

Una de ellas es la Escuela Jacint Verdaguer, en Barcelona. A los alumnos de tercero de secundaria se les encarga al principio del curso una misión de adultos: “Llegar a final de mes”. El objetivo es que aprendan Matemáticas, Lengua, Economía, Tecnología o Inglés “a partir de realidades que puedan extrapolar, sin necesidad de darles todo hecho”, explicó el director del centro, José María Esteve, a la revista AZ de Educación y Cultura.

A partir del problema, los estudiantes analizan y planean cómo resolverlo. Primero deben escoger la profesión a la que se quieren dedicar. Después, elaboran el CV y se preparan para la entrevista. Cuando consiguen el supuesto trabajo, se les asigna un salario ficticio en función de su puesto. Los jóvenes trabajan con un excell, con ingresos y gastos, planifican donde vivir, y aprenden a trabajar con facturas, impuestos, tasas, etc.

“Hace 10 años nos dimos cuenta de que el profesor, más que proporcionar respuestas, debe enunciar preguntas”, dijo el director; “desde entonces trabajamos en esa línea”.

¿Qué, cómo y quién innova?

El estudio de la OCDE advierte que para conseguir un entorno de aprendizaje innovador, deben integrarse una serie de principios “y no solo algunos”. Estos son:

  • Hacer del aprendizaje y el compromiso el centro de la innovación.
  •  Asegurarse de que el aprendizaje es social y colaborativo.
  •  Estar en armonía con las emociones y motivaciones de los estudiantes.
  • Ser especialmente sensible a las diferencias individuales.
  • Exigir a cada alumno pero sin una excesiva sobrecarga.
  • Utilizar evaluaciones consistentes con objetivos de aprendizaje, con un fuerte énfasis sobre el feedback formativo.
  • Promover relaciones horizontales entre actividades y materias, tanto dentro como fuera de la escuela.

El proyecto identifica cuatro fuentes de innovación: la explotación de la ciencia, el conocimiento y la investigación y desarrollo; el avance tecnológico; la reorganización modular y las redes y aprendizaje compartido.

Otros casos que se incluyen en el estudio demuestran que la innovación no es una cuestión de lujos, como advierte el estudio. Por ejemplo, la Miwon Elementary School, ubicada en un área rural a las afueras de Seúl, en Corea del Sur, donde la mayoría de los niños pertenecen a familias de bajos ingresos y un elevado porcentaje son de origen inmigrante. La escuela ha aprovechado la diferencia para llevar a cabo distintos programas multiculturales que le han permitido innovar, como el periódico bilingüe de la escuela o las presentaciones en varios idiomas para estimular el intercambio entre alumnos.

Fuente: OCDE, AZ Revista de Educación y Cultura  

Fuentehttp://ediciones-sm.com.mx/?q=blog-la-innovacion-en-la-escuela-no-es-una-cuestion-de-lujos-ocde

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s